Caldo Gallego

Las mejores recetas de caldo gallego

Caldo Gallego

Si hay algo típico de Galicia, es el caldo gallego. Esto es, para quién no lo sepa, una especie de sopa elaborada con diferentes verduras de la región (grelos, berzas o repollos) junto con patatas. La sustancia se la da la grasa de cerdo (también puede echarse chorizo o panceta) y se puede variar la consistencia espesándolo con harina.

Quizás para el resto de regiones no es muy conocido, pero este potaje es muy apreciado por todos los que lo degustan. Si quieres saber cómo se hace, sigue leyendo.

Caldo gallego

El caldo gallego es uno de los grandes tesoros de la gastronomía española, se trata de un plato que podremos preparar en casa de una manera muy sencilla.

Nos vendrá genial para los días en los que haga más frío porque es bastante contundente y nos aportará la energía suficiente como para afrontar el resto del día después de comerlo.

Caldo gallego

Si nunca lo has probado y quieres aprender a hacerlo, aquí te ofrecemos su receta.

Para ello necesitas:

  • 350 gramos de berzas.
  • 250 gramos de falda de ternera.
  • 200 gramos de alubias blancas.
  • 4 patatas medianas.
  • Un trozo pequeño de grasa de cerdo, aproximadamente unos 60 gramos.
  • Dos chorizos de calidad.
  • Una cucharada de aceite de oliva virgen extra.

Modo de elaboración

Como en casi todos los platos de legumbres, debemos dejar las alubias en remojo desde el día anterior. Si vamos a echar lacón, tocino, etc., también lo pondremos a remojo para que se le vaya la mayor parte de la sal.

Cuando vayamos a comenzar, escurriremos bien estos ingredientes y mientras recude el agua echaremos unos 5 litros de agua en una olla grande y añadiremos las alubias, el chorizo y la grasa de cerdo.

Lo dejaremos cocer a fuego medio durante una hora y retiraremos la espuma cada vez que vaya saliendo.

Mientras se hace, lavaremos, pelaremos y cortaremos en dados las patatas y las agregaremos cuando queden unos 10 o 15 minutos de la cocción del caldo. Después retiraremos el chorizo y la carne y lo reservaremos.

Por otro lado lavaremos y trocearemos la verduras y las añadimos al agua donde están las patatas y las coceremos durante unos 20 minutos más, momento en el que tendremos que probar cómo está el caldo de de sal y rectificar si es necesario.

Después de que haya acabado el tiempo de cocción de las berzas, picaremos la carne y el chorizo haciéndolo pequeños trozos y lo meteremos en la cazuela y lo removeremos, dejaremos que se mezclen bien los sabores, echaremos un chorrito de aceite de oliva y el guiso estará finalizado.

Consejos

Si el caldo queda muy líquido, se puede agregar un poco de harina de maíz y remover bien para que se disuelva y no cree grumos. Si se desea, se puede acompañar con una o dos morcillas, aunque con lo que lleva ya sale muy rico.

Como suele suceder en muchos platos de cuchara, recién hecho está muy bueno, pero de un día para otro, donde los sabores estarán más mezclados, sabrá mucho mejor. Además, al ser un guiso, si hacemos mucha cantidad, no tendremos problema porque en la nevera nos durará varios días.

Más Caldo Gallego

Caldo gallego light

Con este caldo, tu cocina se llenará de un olor inconfundible a comida casera. Diferentes verduras con huesos de jamón, carne de ternera y judías blancas, hacen de este caldo gallego una versión más ligera, para poder cuidarse sin renunciar al sabor.

Este plato tradicionalmente suele incorporar grasa de cerdo para darle esa sustancia tan deseada. En este caso, la sustancia y el sabor lo ponen los huesos de jamón y la carne de ternera.

Leer completo

Caldo gallego thermomix

El caldo gallego es oriundo de la región de Galicia, una región donde reinan los platos de cuchara bien contundentes y las comidas copiosas. Este plato es emblemático de esta región y se come en cualquier época a del año, porque es barato, nutritivo y es una gran manera de entrar en calor en las épocas frías.

Se elabora tradicionalmente con grelos, pero si no están disponibles en ese momento, se puede utilizar nabizas, repollo o berzas.

Leer completo

Caldo gallego con berza

Nos encontramos ante uno de los platos más típicos de Galicia, pero que poco se conoce en el resto de regiones. El caldo gallego es una sopa con patatas, carne de cerdo, alubias y berza (o repollo), un plato perfecto para el invierno.

Lo suelen probar todos los peregrinos que se aventuran a hacer el Camino de Santiago y llegan hasta Galicia, y no se suelen arrepentir de probarlo. Si tu tampoco lo has probado nunca, te animo a que lo hagas por primera vez. No será la última.

Leer completo

Caldo gallego rápido

A veces, nuestro ritmo de vida no nos da el suficiente tiempo como para preparar comida casera y solemos optar por alternativas que puede que no sean todo lo saludables que debieran ser, algo que nos sucede a muchos y a muchas.

Con esta falta de tiempo, lo de preparar un guiso es algo que prácticamente puede parecer imposible, pero por ello queremos daros una receta que os permitirá preparar una buena comida y que si hacéis cantidad, tendréis para comer más días, con el consiguiente ahorro.

Leer completo

Caldo gallego original

La cocina tradicional está viviendo un momento muy especial porque cada vez son más personas las que se decantan por abandonar los malos hábitos culinarios y se animan a probar las elaboraciones de siempre, como las que hacían nuestras abuelas, como por ejemplo el caldo gallego, un clásico en la gastronomía de Galicia y de España.

Leer completo

Caldo gallego con repollo

Los guisos tradicionales cada vez están más de moda porque hoy en día las personas han comenzado a valorar esos platos tan nuestros, esas elaboraciones tradicionales que nos han acompañado durante tantos años y que han sorprendido a propios y a extraños a lo largo de generaciones.

Uno de los platos más tradicionales que podemos encontrar actualmente dentro del amplio recetario español es el caldo gallego, un guiso contundente y muy calórico pero que resulta indispensable para la climatología de esa zona de España.

Leer completo

Caldo gallego con grelos

Cuando hace frío no hay mejor alternativa para comer que un buen guiso casero o incluso cuando tenemos un poco de malestar o estamos cogiendo resfriado, un buen plato de cuchara puede ser uno de los mejores reconstituyentes que hay.

Dentro del amplio recetario que tenemos en España, el caldo gallego es una de las muchas opciones que tenemos hoy en día para comer bien y sano. De hecho, los platos de cuchara son de los que más deberíamos tener en nuestra dieta, mucho más que los fritos o las elaboraciones de comida rápida.

Leer completo

Caldo gallego con grelos y carne

El caldo gallego es uno de los platos más tradicionales de Galicia. Se trata de un guiso de alubias con verdura y diferentes tipos de carne que tiene un sabor excelente y es ideal para los días de frío, aunque suele comerse durante todo el año.

Es una receta sencilla de hacer y el único problema que puede haber es el tiempo de elaboración, algo que quizá nos quite demasiado tiempo para hacerlo entre semana, pero siempre podremos disfrutar de este plato los fines de semana.

Leer completo

Si quieres completar el menú, no te pierdas la receta de crema de puerros, un primer plato ligero y muy sano. De segundo puedes optar por un pescado en salsa verde o unas berenjenas a la parmesana. Y de postre, no dudes en entrar en esta página en la que te muestran como hacer una deliciosa tarta de zanahoria.

Si te han gustado todas estas deliciosas recetas, también te gustará esta original mermelada para hacer con la thermomix.